Muffins integrales pero riiiiicos!


No se si ya les conté que estoy a dieta?, siiiiiiii, me auto penitencié y me estoy obligando a comer mas sano, aunque odio que todo el mundo tenga que comer sano, sano, sano, nooooooo, me gusta el azúcar muchoooooo y la harina blanca tambiénnnnn pero es por un tiempo determinado que no voy a probar ninguna de esas dos cosas y la verdad es que no me vino tan mal cambiar de alimentos, bueno, en realidad vivo cambiando mi alimentación... quizás sería mejor NO cambiar tanto de alimentos... noseeeeeeeeeeeeeeee que quieroooooooo, si, si, si, soy indecisa y QUE!!!!!
En fin, hoy preparamos cosas sanas aunque a las amigas y a mi chico no les gusten demasiado... a mi me gustaron.

Mordiendo la Galleta

Para 12 Muffins necesitamos:

50 gr de Almendras enteras tostadas y trituradas grueso
100 gr de Manteca
40 gr de Azúcar negra integral
100 gr de Salvado de trigo
50 gr de Avena
100 gr de Harina de Espelta (o escanda, o alguna integral fina. )
Una pizca de Sal
1 cdita de Bicarbonato de Sodio
1 Huevo
250 gr de Yogurt natural 
Ralladura de Naranja
75 gr de Cranberries secos
75 gr de Pasas de Damascos cortadas finas
Algunas semillas de Girasol y Zapallo 

Preparación:
Dicen por ahí que el secreto de que los Muffins sean una esponjita divina está en que apenas hay que unir los ingredientes, por esos se baten todos los húmedos por un lado y los secos por otro y se unen, la verdad es que con masas con harinas normales funciona esa teoría, pero con masas como esta en donde solo son cereales, es casi imposible tener un muffins "Superaireado", pero la verdad que no importa porque esta masita como no tiene mucha azúcar es ideal para partirla y llenarla de manteca y mermelada (chau dieta se llama).


Mordiendo la Galleta

Precalentamos el Horno a 175°

Batimos los huevos con la manteca, el azúcar, el yogurt y la cáscara de naranja.
Mezclamos la harina con el bicarbonato, la avena, el salvado, la sal, las almendras y las pasas y unimos todo a lo anterior.
Ponemos en nuestros papelitos y rociamos algunas semillitas de girasol y zapallo.
Horneamos 25 minutos.

Y después que nos comimos una o dos de estas masitas y estamos contentitas porque la dieta va mostrando sus resultados nos vamos a la heladera, miramos para todos lados que no haya nadie y nos comemos una cucharada sopera de dulce de leche!!!

No les tengan miedo, venenosos no son!




  

2 comentarios

  1. Buanísimos!!!!!!!!!!!!!!!!!!!! esta receta me queda pendiente, núnca he preparado muffins,jajajaja. Estos me parecen exquisitos!!!! besotes guapa!!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sos una dulce, gracias por tus comentarios Milu!

      Eliminar