Galletas soñadas de Ruibarbo


En menos de diez días se termina la temporada de ruibarbo (aunque como recién está llegando la primavera yo podría hacer trampa y estirarla un mes mas, jajaja), como todos los años empiezo a desesperarme horneando lo mas que pueda para acumular en el frizer así en invierno no lo extraño, pero la verdad comer una torta de ruibarbo en invierno es como adornar un arbolito de navidad en julio... mmm.... no me hace mucha gracia.


Estas galletas están mas fáciles de hacer que una tortilla de papas, se los digo por propia experiencia.
Y antes de seguir dando vueltas paso la receta.

Ingredientes:

90 gr de Manteca derretida
100 gr de Azúcar
1 Huevo
1 cdita de Esencia de vainilla
1 cdita de Leche
1 pizca de Sal
140 gr de Harina
1/2 cdita de Polvo de hornear
125 gr de Ruibarbo 
100 gr de Chocolate negro


Preparación:
Precalentar el horno a 190°

Cortar el ruibarbo con cascara en cubitos de medio a un centímetro mas o menos.
Mezclar todos los ingredientes un poquito, hasta que la masa quede bien unida, nada mas, no se necesita ni batidor. Agregar el ruibarbo y el chocolate cortado en cubitos.
Formar las galletitas, montañitas de a cucharada y ponerlas con bastante distancia una de otra porque se expanden bastante.

Hornear 10 minutos, bajar la temperatura a 100° y hornear unos 15 a 20 minutos mas.



La combinación del ácido del ruibarbo y el dulce del chocolate hace que esta galletita sea irresistible, noooooooooooo chau dieta!!!

Para no aburrirme a alunas galletas les puse un poco de coco rallado, también quedaron deliciosas.

Y ahora, preparamos un rico te y a disfrutar!


Besitos!!!




2 comentarios

  1. Que rico se ve Vicky! me intriga esta "fruta-verdura" que utilizaste en tu receta, aqui en San Martin de los Andes no se consigue!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Que raro Marian, ustedes tienen el clima ideal para tener la planta, averigua quien te la puede conseguir, yo estoy 100% segura que si existe en Argentina. Yo creo que no funciona el tema de las semillas, hay que comprar las plantas que se reproducen ellas mismas, es una delicia.
      Es tipo una manzana verde. Si llegaras a conseguir la planta hay dos tipos, la roja, que es muy fina y menos resistente y la verde que es fuerte. Las dos son deliciosas de muerte.
      Para tener la planta tenes que tener espacio porque las hojas son gigantes.
      Besitos.

      Eliminar